Lo sé

Me pregunto, pero no te pregunto a ti porque te sé, se nota y no soy tonto aunque también sepa que está mal suponer. Me pregunto si me piensas, pero no te pregunto porque sé, me hago tonto y me convierto en cualquiera por sentir celos, esta mal lo sé.

Me pregunto porque me quieres y no te pregunto porque sabes que sé que te molesta  lo pregunte en vez de que lo sienta. Sé que odias al que piensa en vez de ser lo que en el fondo es. Me pregunto porque te quiero y no te pregunto porque tengo miedo a la respuesta, pues más que amor siento odio que no seas mía, ¡esa es la molestia!

No te lo pido porque no quiero que lo seas, porque ya vengo siendo tuyo aunque no lo diga pero me encargo de que lo sientas. Me libero un poco al olvidarte y no lo digo para no decepcionarte, no me dejo libre del todo porque te recuerdo y entonces la libertad me pesa.

Algún día mencionaste eso de ser novios y que lo hayas dicho me atormenta, porque sabes bien que no somos eso que quisiéramos que el otro fuera. Aunque digas que me quieres tal y como soy, tarde que temprano sabes que sé que vuelas y yo me vuelvo loco porque esa es nuestra naturaleza.

Hace meses que nos tenemos mutilados y no nos unimos aunque a otras personas les quitemos la vida a pedazos. Hace meses que guardo en mis secretos tus abrazos y en estas ganas de tenerte en aventuras, delirios y proezas.

No te creo que me quieras aunque diga lo contrario, no te creo que sea yo a quién esperas me lo repito a diario. Sé que soy tonto al pensarlo y te diré que ya sabes lo que soy, responderás entonces que también sabes de engaños, sobre todo los relacionados con amor.

Lo que no sé es lo que quieras, si el cuerpo y todo cuanto tuve te lo dí. No sé que sea lo bueno que me veas, ni si conoces el mal hay en mí. No pretendo que me quieras si al contrario te he pedido que me olvides casi a diario y no es lo que puedas enseñarme sino lo que ya te he aprendido.

Y no te culpo, te agradezco. No te digo que te quiero y no te miento ni reclamo. No porque en el nombre hayas mentido, es por aquello que no sabes que me has dado.

Te odio apasionadamente y bien sé que lo sabes.

Eirán

Camino a convertirme en el hombre que quiero ser. Asertivo, apasionado y perseverante. En busca del equilibrio entre razón y emoción. Astronauta y emprendedor.

Deja un comentario